El estrés no se crea ni se destruye

Recurriendo al reciente “Mineirazo”, en este post se explora el cómo el estrés cambia sus campos de acción, pero nunca desaparece.

Anuncios